Cerca de 2.000 personas disfrutan de las actividades de Granada Noir

por | Oct 19, 2016 | Festivales | 0 Comentarios

Balance muy positivo de las diferentes propuestas de un festival multidisciplinar que combina cine, literatura, cómic, fotografía y música y que, con el patrocinio de Cervezas Alhambra, ha salido a la calle y ha entrado en los bares de Granada 

La extensión a la provincia granadina permite disfrutar de GRN2 a decenas de vecinos de pueblos como Fornes, Sorvilán, Alhendín, Vélez de Benaudalla o Huéscar 

El jueves 27 de octubre, el novelista y guionista Fernando Marías pondrá un broche de oro al II Granada Noir, en cuya tercera edición ya están trabajando sus directores, con el apoyo de Cervezas Alhambra, CAJAGRANADA Fundación y las administraciones

Balance muy positivo. Dos semanas de actividades en la II edición de Granada Noir, de las que se han beneficiado cerca de 2.000 personas de forma directa, suponen un éxito para un festival que, recién nacido, ya ha calado en Granada, tanto en la capital como en la provincia, y cuyos ecos se expanden más allá de sus fronteras.

Un festival, GRN2, al que el multipremiado novelista, guionista y autor teatral Fernando Marías podrá un broche de oro, el jueves 27 de octubre en el Teatrillo del Hotel Alhambra Palace, con la presentación de “La luz prodigiosa”, reeditada por su 25 aniversario por Ediciones Turpial, y con la proyección de la película homónima de Miguel Hermoso, a la que seguirá un coloquio abierto con el público.

Para Gustavo Gómez y Jesús Lens, directores de Granada Noir, lo más destacable de esta segunda edición del Festival es la cantidad de diferentes espacios a los que han llegado las decenas de actividades programadas, comenzando por la Biblioteca de las Palomas, que se llenó hasta los topes durante una emocionante inauguración, el lunes 3 de octubre.

Especialmente exitosa fue la iniciativa de llevar diversas actividades de Granada Noir a los bares de Granada, de la mano de Cervezas Alhambra. Han sido varias decenas de personas las que han podido disfrutar de charlas, tertulias y encuentros con autores como Lorenzo Silva, Toni Hill o Empar Fernández al calor de una buena cerveza, en un ambiente distendido, relajado y cordial que invitaba a la expansión creativa y al libre intercambio de ideas, propuestas y opiniones.

Otro de los hitos más importantes de la II Edición de Granada Noir fue la colaboración de la Diputación de Granada, que  permitió que el Palacio de los Condes de Gabia acogiera uno de los actos más especiales de GRN2, un emotivo “Recuerdo a Marta Osorio”, fallecida el pasado verano, en una jornada dedicada a la investigación que Agustín Penón realizó sobre la muerte de Lorca y en la que Marta tanto le ayudó.

Una colaboración, la de Diputación de Granada, que ha permitido que Granada Noir llegue a pueblos como Sorvilán, Fornes, Huéscar, Vélez de Benaudalla o Alhendín, cuyos vecinos tuvieron ocasión de ver y comentar “El silencio de los corderos” con los directores del Festival, en apasionantes jornadas cinéfilas muy bien acogidas por los municipios de la provincia.

Cine, literatura y compromiso social

Medio centenar de escritores, guionistas, dibujantes y expertos en género negro han estado en Granada, participando en diferentes mesas redondas, presentaciones, charlas y tertulias que han abordado cuestiones como la situación actual del periodismo, la inmigración o la violencia contra la mujer en las instalaciones de CAJAGRANADA Fundación.

Uno de los objetivos fundacionales de Granada Noir es abordar determinadas cuestiones de la actualidad social, desde la óptica del cine, el cómic y la literatura Noir. ¿Cómo tratan las novelas, los tebeos y las películas cuestiones como las descritas? Escritores, cineastas, dibujantes y profesionales han compartido opiniones y puntos de vista en enriquecedores debates que han conectado con el público, sembrando dudas y haciéndole reflexionar sobre algunas de las cuestiones más candentes de la actualidad social e informativa.

Juan Madrid y Enrique Urbizu 2Igualmente destacable, la posibilidad de escuchar, mano a mano, a los dos Premios Granada Noir a una carrera dedicada al género policíaco: el escritor Juan Madrid, galardonado en 2015, y el cineasta Enrique Urbizu, el premiado en esta edición.

Igualmente importante ha sido la participación en GRN2 de varios clubes de lectura, desde los municipales de Granada y Vegas del Genil a los organizados por las Librerías Ubú y Agapea o el Club Sueca. Las reuniones de los clubes de lectura con los autores de los libros leídos por sus integrantes permiten el máximo aprovechamiento y el disfrute comunitario de dos actividades, escritura y lectura que, por lo general, son solitarias por naturaleza.

Música y arte en Granada Noir      

El patrocinio de Cervezas Alhambra ha sido esencial, también, para la dimensión musical de Granada Noir. Así, el pasacalles que Befunkbop protagonizó por las calles del Zaidín, y que alegró la tarde noche de los vecinos del barrio, fue buena muestra del carácter festivo y popular de una cita cultural muy bien acogida por el público. Imposible contabilizar la cantidad de gente que disfrutó de esa velada musical que, durante unas horas, hermanó a Granada con Nueva Orleans, pero ver a decenas de personas asomadas a las ventanas y balcones de sus casas demuestra el éxito de la iniciativa.

La música de La Banda Noir conquistó igualmente al público del Club Magic, abarrotado para disfrutar de un concierto único y exclusivo y el colofón de DJ Toner, en el Patio Elíptico del Museo CAJAGRANADA fue de los que no se olvidan. A destacar, también la muestra artística del pintor Heredia y su galería Noir, con retratos naturalistas de algunos de los más crueles asesinos en serie de la historia.

Granada Noir, un Festival que continúa todo el año y que ya trabaja en su tercera edición

Otro de los objetivos de Granada Noir es no agotarse en los días que dura el Festival. Así, la actividad de GRN se prolongará a lo largo de todo el año, con diferentes propuestas e iniciativas. Por ejemplo, AulaCine CAJAGRANADA proyectará 10 películas en las que la figura del asesino en serie y las personas encargadas de capturarlos tienen todo el protagonismo, en un ciclo programado por Granada Noir y CAJAGRANADA Fundación.

Los directores de Granada Noir ya están preparando una batería de actividades para desarrollar en la Biblioteca de las Palomas, a la que el Festival donó un fondo documental de cien libros y películas de género policíaco.

Igualmente se está trabajando con diferentes Clubes de Lectura para que el Noir ocupe algunas de las lecturas de sus socios y en los próximos meses se organizarán diferentes presentaciones literarias con el Noir como protagonista, comenzando por el canario Pablo Martín Carbajal y su extraordinaria novela “Tal vez Dakar”, que estará en Granada en el mes de noviembre.

Y un anticipo para GRN3: Gustavo Gómez y Jesús Lens apuntan a dos cincuentenarios cinematográficos muy especiales, que permiten atisbar dos de los ejes temáticos de la edición de Granada Noir para 2017: “Bonnie and Clyde” y “En el calor de la noche”, cintas estrenadas en 1967 y que, dirigidas respectivamente por Arthur Penn y Norman Jewison, permitirán abordar cuestiones sobre cómo Hollywood crea mitos románticos de personajes tan dudosos como la famosa pareja de atracadores y de cómo el cine ha abordado la cuestión de la integración racial, un tema que está muy lejos de haber quedado solucionado, como la actualidad informativa se encarga de recordar.

El festival Granada Noir 

Granada Noir es un festival multidisciplinar de carácter popular dedicado al género negro y policíaco, puesto en marcha en 2015 por Gustavo Gómez y Jesús Lens y que cuenta con el patrocinio de Cervezas Alhambra y la colaboración de Diputación de Granada, CAJAGRANADA Fundación, Consejería de Cultura, Turismo y Deportes de la Junta de Andalucía y Ayuntamiento de Granada, además de otras empresas, comercios y particulares.

GRN es un festival que promueve un variado maridaje de propuestas culturales de calidad contrastada; una cita de carácter abierto, creador, innovador, participativo y gratuito, que saca la cultura a la calle, a los barrios y a los pueblos y que, además, la lleva a bares, bibliotecas, clubes, cines y cafés.

Un festival cuyo programa está abierto a todas las artes y que permite maridar las disciplinas más diferentes, posibilitando el contacto y la relación directa entre autores, creadores, público y aficionados.

Fuente: Fundación Caja Granada