La cajita de rapé – reseña

La cajita de rapé – reseña

RESEÑAS

La cajita de rapé – reseña

May 11, 2017

Antonio Parra Sanz | Murcia | Jefe de Redacción

Javier Alonso

Javier Alonso García-Pozuelo es licenciado en medicina y cirugía, y diplomado en cooperación internacional. Ha ejercido durante más de una década como profesor de salud pública, epidemiología y educación sanitaria, además de trabajar como redactor, corrector y editor de textos científicos. Compagina su actividad docente con su pasión por la literatura, la historia (mantiene desde hace años Cita en la Glorieta, blog colaborativo de historia y literatura) y la música, llevando a los escenarios sus propias canciones en solitario o acompañado de una pequeña banda acústica.

 


 

España, 1861. Tras un cuarto de siglo como policía, José María Benítez, al frente de la comisaría de La Latina, ve al alcance de su mano el prestigioso puesto de inspector jefe de Madrid. Sin embargo, sus ambiciones personales quedan relegadas cuando en la casa de los Ribalter, una adinerada familia de su distrito, aparece muerta una criada. El crimen, que en un principio parece explicarse por un móvil económico, se complica cuando, en el transcurso de la investigación, comienzan a aflorar secretos familiares que vienen de muy lejos, de la isla de Cuba, donde el señor Ribalter amasó su fortuna.

Mientras José María Benítez y Ortega, su nuevo ayudante, un joven abogado malagueño sin experiencia policial, tratan de esclarecer este caso, que se complica a pasos agigantados, Madrid vive expectante la inminente apertura de Cortes. La ilusión de unidad con la que se ha combatido al imperio marroquí se ha desvanecido y en la Unión Liberal, liderada por el general O’Donnell, comienzan a sonar las primeras voces disidentes a raíz de la conducta del Gobierno con los campesinos andaluces condenados por la sublevación de Loja.

Benítez tendrá que enfrentarse a sus demonios personales y poner a prueba su integridad ante la cara más miserable del poder.


Reseña


Un café y buena lectura

 

Deberíamos sentarnos en un buen café, de esos con veladores de mármol y camareros ancianos con mandil hasta los pies, de aquellos en los que la jarra de agua no faltaba nunca en las mesas, uno de aquellos cafés que sembraban Madrid de tertulias, poesía pero también chafardeos y crónicas negras. Y una vez sentados abrir esta novela, conocer al inspector Benítez, un hombre ataviado con unos espejuelos oscuros y una ética inquebrantable, que ha empeñado toda su vida en el ejercicio policial, ahora en el madrileño barrio de La Latina, y a quien los cantos de sirena del poder no le dicen nada si vienen acompañados por ciertas servidumbres.

Javier Alonso García-Pozuelo ha logrado varias cosas con esta novela, en primer lugar hacernos respirar el ambiente madrileño de 1861, con todas sus ponzoñas e irregularidades políticas. En segundo lugar contagiarnos el cariño por un personaje que se lo gana desde el principio, porque está tremendamente humanizado: ha enviudado y las relaciones con sus hijas pasan por varios altibajos, es decir, es tan real como cualquiera de nosotros. Y en tercer lugar porque ha encontrado un ritmo narrativo digno del folletín, y en los finales de muchos capítulos o bien nos escamotea las novedades del caso, o bien nos insinúa una sorpresa que nos mete de cabeza en el capítulo siguiente.

Tres valores que no son para despreciarlos, tres rasgos de alguien que se toma la escritura muy en serio, que habrá invertido un tiempo nada desdeñable en labores de documentación, a juzgar por lo bien que hilvana los hechos reales del momento con la trama criminal a la que se enfrenta el inspector Benítez. A los madrileños que lean esta novela, si además son oriundos del barrio de La Latina, como es el caso de quien esto escribe, les aguarda además un plus, el valor añadido de pasear por unas calles conocidísimas, aunque el paseo venga en un coche de punto siglo y medio antes.

Y ya si nos fijamos en la trama criminal, en la muerte de la criada de los Ribalter y  la investigación propiamente dicha, ni un pero que ponerle (y no es fácil, a veces en estos casos se cometen errores cronológicos), todo lleva el ritmo que debía de llevar entonces, todo transcurre bajo los cauces más puros de la búsqueda y la deducción, cuando la ciencia forense aún no había hecho del todo su aparición, cuando la mente y la lógica eran las armas principales de cualquier policía.

Lo dicho, búsquense un buen café y abran La cajita de rapé, verán como pasan las horas y no querrán abandonar ni el asiento ni la compañía del inspector Benítez.

Del Texto © Antonio Parra Sanz. Todos los derechos reservados

De la Publicación © Solo Novela Negra. Todos los derechos reservados.


 

Otras reseñas publicadas.

Deudas del frio – reseña

Antonio Parra Sanz | Murcia | Jefe de Redacción Una trepidante novela policíaca ambientada en las inclementes tierras del norte peninsular con el trasfondo de la crisis económica. Nadie puede borrar las huellas de su pasado. La sombra de tus pecados siempre te...

leer más

Las flores no sangran – reseña

Antonio Parra Sanz | Murcia | Redacción Reseñas Alexis Ravelo es autor de Las Palmas de Gran Canaria y consolidado en el género de la novela negra española. Novelas, cuentos, microrrelatos, libros infantiles y juveniles, son sus quehaceres diarios. Actualmente en...

leer más

Flor Seca – reseña

Antonio Parra Sanz | Murcia | Redacción Reseñas | Corresponsal Graziella Moreno (Barcelona, 1965) quería estudiar Periodismo, pero por un error de cálculo empezó Derecho, y a ellos se dedicó sin dejar de escribir a ratos perdidos. Conoce las tripas de la...

leer más

El padre de Cain – reseña

Antonio Parra Sanz | Murcia | Redacción Reseñas Rafael Vera Fernández-Huidobro (Madrid, 1945), arquitecto técnico, licenciado en ESIC y diplomado en Informática, fue funcionario del Ayuntamiento de Madrid. Director de los Servicios de Seguridad municipales...

leer más

Miserere – reseña

Manuel Sosa (Madrid 1983), licenciado en Biología y en Teoría de la Literatura y Literatura Comparada. Da clases en un instituto madrileño. Ha escrito cuento y novela habiendo sido ganador del Certamen Internacional de Narrativa Breve de la Universidad de Córdoba y...

leer más

LA ULTIMA HABITACION – reseña

Antonio Parra Sanz | Murcia | Redacción Reseñas Carlos Navas Martínez-Márquez nace en Madrid un 28 de Febrero de 1974, aunque su sangre y andadura profesional se reparten entre Madrid, Las Palmas de Gran Canaria y Málaga, donde reside y trabaja actualmente. Es...

leer más

Tres minutos de color – reseña

Antonio Parra Sanz | Murcia | Redacción Reseñas Pere Cervantes (Barcelona 1971). Diagnosticado por quien bien le conoce como un tipo nostálgico, tozudo por vocación y soñador, lleva casi veinticinco años pateando las calles de este país con una placa en el bolsillo,...

leer más

Matar al heredero – reseña

Antonio Parra Sanz | Redacción Reseñas Carlos Laredo Verdejo (La Coruña, 1939) estudió Filosofía y se licenció en Derecho en la Universidad de Santiago de Compostela. Con una carrera profesional labrada en el mundo de la publicidad y la comunicación en Europa y...

leer más

About The Author

Antonio Parra Sanz | Murcia | J. Redacción

Profesor de Lengua y Literatura. Profesor de Escritura Creativa. Critico Literario. Organizador del festival Cartagena Negra.

Leave a reply

El comic del DOMINICAL

Síguelo cada domingo

HUGHMAN - Un DESPERDICIO # 10 ... # 1 Basado en un relato de Juan Pablo Goñi, Alejandro García Mangana ha desarrollado el guión y dibujos de este espléndido cómic en exclusiva para Solo Novela Negra.

-Publicidad-


Ediciones PG

Pin It on Pinterest